El reto de la economía circular

 Desde CIAE (Confederación Intersectorial de Autónomos del Estado Español) y COPYME (Confederación General de las Pequeñas y Medianas Empresas del Estado Español) consideramos que es una buena noticia para los autónomos y pymes la reciente aprobación por el Consejo de Ministros de la Estrategia Española de Economía Circular (EEEC), "España Circular 2030", porque abre nuevas vías para superar la economía lineal e impulsar un nuevo modelo de producción y consumo.

En este sentido creemos que dinamizar el empleo será un factor fundamental en la nueva normalidad que empieza a dar los primeros pasos. Estimamos que la vieja economía se encuentra bloqueada en un sistema en el que todo, desde la economiía de la producción y los contratos hasta la normativa y el comportamiento de las personas está anclado en un modelo lineal de producción, consumo irracional, desigualdad y despilfarro.

Creemos en la transición a una economía circular como impulsora del empleo porque este nuevo modelo propicia que cada producto tenga ciclos de uso y producción, significa que nada se acaba en sí mismo porque el fin de un producto alimenta el inicio de otro. Si sabemos apostar en firme por ese concepto de nueva producción y nueva economía, se abrirán enormes oportunidades para la renovación, regeneración e innovación, sin duda su impacto positivo se hará sentir en toda la sociedad. 

Consideramos que ante el deterioro constante del planeta, el hacinamamiento de las ciudades, la despoblación rural y el desempleo endémico urge superar el modelo actual. Creemos que un proceso racional y sostenible afectaría al suministro, la demanda y los precios de toda la economía, este modelo dinamiza el empleo y su propagación a todos los sectores de la economía, provocando una serie de efectos indirectos y repercutiendo positivamente en el crecimiento total.

Europa ya apuesta por la vía de la economía circular con la aprobación de la resolución Hacia una economía circular: un programa de cero residuos para Europa. En esta línea creemos que España debe también apoyarse en la inteligencia artificial para no llegar tarde a este reto. Según la prestigiosa consultora Mckinsey & Company, estudios económicos europeos prevén que de aquí a 2030 Europa con la implantación de la economía circular se generará un beneficio neto de 1,8 billones de euros, 0,9 billones más que en el actual procedimiento de economía lineal, en cuestión del PIB europeo se traduce en un incremento de hasta un 11% para 2030 y un 27% para 2050, comparado con los porcentajes del 4% y el 15% que aportaría la economía lineal.

En consecuencia, ante el paradigma nefasto y dañino de "tomar, usar y tirar" de la economía lineal, la economía circular nos propone "reducir, reutilizar y reciclar", que expresa que nada se pierde, que como en la naturaleza todo se transforma, ya que en este modelo no hay residuos. El estudio de la consultora Mckinsey & Company indica también que si el sector industrial adopará este sistema, se ahorrarían unos 680.000 millones de dólares (625.000 millones de euros) y se crearían decenas de miles de puestos de trabajo. Por lo tanto, creemos que el cambio de modelo hacia un sistema regenerativo y creador de empleo debe combinar las dos grandes tendencias emergentes: la inteligencia artificial y la economía circular. En este reto y apertura se vislumbra un horizonte más optimista donde los sectores agroalimentarios, bienes de consumo, turismo, comercio de proximidad, sector textirl y confección, entre otros, se verán estimulados. Los autónomos y pymes de CIAE y COPYME confiamos y apostamos por esta nueva andadura.