Sobre el impuesto del valor añadido (I.V.A)

COPYME reclama al Gobierno la implantación, con carácter de urgencia, de la Directiva Europea 2010/45 de 13 de julio de 2010 sobre el Impuesto del Valor Añadido (I.V.A.).

La fecha tope para llevar a cabo esta transposición expira el 31 de diciembre de 2012.

La creciente dificultad que las pymes y autónomos tienen para financiarse se ve agravada según transcurre el año.

La lentitud premeditada del Gobierno en retrasar esta implantación perjudica notablemente a la mayoría de pymes y autónomos al tener que afrontar el pago del I.V.A. por facturas no cobradas, lo que lesiona gravemente la viabilidad de las mismas.

COPYME informa a todos los autónomos y pymes, que no dispongan de liquidez suficiente, soliciten un aplazamiento hasta el 20 de octubre de 2012, fecha tope para hacer frente al tercer trimestre.

Hacienda tiene la obligación de contestar a todos tanto en la conformidad como en la denegación de la solicitud. Ningún contribuyente puede ser sancionado por requerir el aplazamiento, en todo caso, sólo se le puede aplicar un recargo del 5% anual sobre los días transcurridos hasta la fecha de pago exigida o concedida.

En el mercado financiero el coste, según negociación, está entre el 6,5 y el 7,5% mínimo más comisión y gastos. Hacienda, de este modo, puede suplir la carencia de una Banca Pública y se constata la ineficacia de este Gobierno en cumplir sus compromisos.

GABINETE DE PRENSA